Abordar un libro, según Lilián Milicich

| 16 Junio, 2010 | 0 Comentarios

Pistas metodológicas Todo texto plantea una cuestión central que es necesario resolver: Cómo abordar su lectura. ¿Podrí­a existir una metodología para hacerlo? ¿Si así­ fuera, tendría sentido práctico su aplicación? ¿Qué espera cada lector obtener de la experiencia de lectura? Algunas pistas metodológicas pueden extraerse de las reflexiones que siguen.

lilianMilicich128x128Leer-ser-leída

En principio se trata de intenciones y acuerdos. De poder prestarse. Es alguien el que escribe y presta sus palabras, las deja ahí. Es alguien quien las lee, para eso le presta su voz.

El abordaje de un texto es el primer paso después de tomar la decisión de intentar tomarlo. Hay quienes escriben para si­, otros para otros; lo cierto es que se dejan marcas y quien las encuentra las hace suyas o no.

El texto estalla. Qué dice, qué me está diciendo y qué lugar le dejo. Y ahí­ las palabras. Me seducen, me sacuden, las odio, me imponen el más profundo rechazo. Me conmueven y me quedo momentos pensando y pensando no donde estoy, sino en ese otro lugar donde me voy, ¡¡yo con mis palabras!!

el placer del texto es ese momento en que mi cuerpo comienza a seguir sus propias ideas-pues mi cuerpo no tiene las mismas ideas que yo[1] en mi cuerpo, hacen y toman cuerpo!!

No importa nada que eran de otro, ya no. Si por mi hubiera sido, así querrí­a haberlas escrito. A veces pasa, siempre no.

Dándole vueltas me separo y siento que en esa diferencia no me hallo. Y por ahí discuto, a veces me enojo y ya!

Me apenan esos textos que pasan por mí sin que me diera cuenta; no mucho me dan, no mucho les dejo.

Cuando se conecta la frecuencia y establece sintoní­a, todo transcurre en una intimidad muy propia, de a uno, pero compartida.

En este acontecer ¡Ya me precedí­a una voz sin nombre! al decir de Foucault, uno nunca está solo cuando lee y es verdad que en ese acto, lo que se encuentra, entre otras cosas, es compañía.


[1] Barthes, Roland; El placer del texto

 

La autora en su salsa: Lilián Milicich

 

Otros autores, otras salsas


Daniel I. Krichman
Enrique Quagliano
Gabriela Sellart
Román Mazzilli
Diana Laura Caffaratti
Alicia Le Fur
M. Rosario de la Riestra
Fabián Scabuzzo
Lucio Cerdá
Alejandro Tortolini
Pablo Scarfo
Juan Carlos Lucas
Alejandra Di Girolamo
Marí­a Victoria Alderete
Franco Ingrassia
Claudia Perlo
Roberto Sardi
Fernando Reberendo
Eleonora Carrazco
Alejandro Carballo

Nora Gómez
Verónica Pena
Daniel Pennac
Claudia Bazán
Fernanda Rubio
Valeria Pérez
Gabriela Domján
Diego Levis
Gilles Deleuze
Clarisa Barraza
Elisabetta Pagliarulo
Iris Fernández
Carla Raguseo
Nanim Rekacz
Andrés Schuschny
Eduardo Betas
Anna Cabañas

 

 

 

 

Tags: , ,

Categoría: Abordar un libro

Acerca del Autor ()

Padre. Hacedor. Resiliente. Estudiador. Curioso. Persistente. Apasionado. Aprendí a contar con un ábaco. En el primer año de la secundaria soñaba con tener una regla de cálculo. Hasta tercero lidiamos con las calculadoras personales y los permisos para usarlas en clase. Cuando fui profe universitario me preguntaba si debía aprobar los trabajos hechos en la computadora personal. La primera portable que tuve me mostró las ventajas de la movilidad y la segunda me presentó a Internet. Hoy, ayudo a las personas y a las organizaciones a involucrarse con los entornos 2.0.- Fundé Seco & Serif en los 90, tuve que aprender prácticamente solo a hacer producción gráfica digital cuando no había nadie alrededor. La primera aplicación que aprendí a manejar fue Adobe Illustrator 3. Y la última —seguramente— será la que salga mañana. Nunca quiero ser el más inteligente sino el que más trabaja. Soy prácticamente autodidacta aunque tengo títulos y certificados que dicen otras cosas. Hace muchos años que leo y pienso acerca de la posición del sujeto frente a la explosión digital y todos los días celebro que me haya tocado estar aquí en esta época.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: